Local

RETIRA SAPAL MÁS DE MIL TONELADAS DE DESECHOS DE ALCANTARILLADO PARA PREVENIR INUNDACIONES

IMAGEN: especial

LEÓN, GTO.- Con el objetivo es evitar encharcamientos en la ciudad, durante el primer cuatrimestre de este año se retiraron mil 684.37 toneladas de basura y lodos de las redes de alcantarillado y los colectores pluviales, cantidad equivalente al llenado de 161 tolvas.

La basura es la principal causa de encharcamientos en la ciudad durante la temporada de lluvias, por ello es conveniente mantener limpias las calles para evitar obstrucciones.

Para lograr un mejor funcionamiento hidráulico de la ciudad es necesario que los ciudadanos barran el frente de sus viviendas y coloquen la basura en los depósitos correspondientes, a efecto de disminuir los desechos que ocasionan taponamientos en las redes.

En el año 2016, se llenaron 488 tolvas con las 5 mil 111.6 toneladas de desechos extraídos de las redes de alcantarillado y los colectores pluviales, antes, durante y después de la temporada de lluvias.

Estos desechos que forman tapones contienen materia orgánica y cabellos (en el caso del alcantarillado), y papel, palos, botellas, ganchos, sombreros, piedras, hojarasca, ropa, grasas y aceites, entre otros.

El Sistema de Agua Potable y Alcantarillado de León cuenta con 16 unidades Sewer para realizar el retiro de desechos en las redes, las cuales se conocen como Vactor, Camel y Aquatech.

La limpieza también se hace con 10 Mancuernas de Malacate y 7 unidades de Varilleros.

Un total de 129 personas del área de Alcantarillado atienden 849 colonias que tienen problemas de encharcamiento, además de los reportes que llegan al Sistema de Atención al Cliente, en el número telefónico 073.

La cantidad de desechos que se extrajeron en el 2016 fue de 5 mil 111 toneladas, siendo antes de la temporada de lluvias, la etapa en la que más desechos se retiró de las redes con 2 mil 265 toneladas.

El Programa Anual de Limpieza de las Redes de Alcantarillado y los Colectores Pluviales se establece en base al plano de las zonas de encharcamiento.

La meta diaria de limpieza de las redes con las unidades Sewer es de 470 metros y el indicador de los Malacates es de 85 metros.

Las unidades de Varilleros tienen un indicador diario de atención de 11 coladeras.

Sapal tiene 4 Centros Operativos en los que se ubica el personal de limpieza de las redes de alcantarillado y los colectores pluviales, los cuales tienen a su cargo determinado número de colonias y se dividen por zonas.

El retiro de los desechos se lleva a cabo mediante diversas acciones, refirió Benito Casillas, Supervisor de Alcantarillado, “los Malacates se utilizan sobre cada pozo de visita, y las causas por las que no corre el agua es por un tubo roto, una tubería colapsada, pero lo principal es por los tapones que se hacen con la basura”.

VACTOR LIMPIA CON AGUA A PRESIÓN

IMAGEN: especial

IMAGEN: especial

Vactor es el camión succión con que se realiza la limpieza de las redes de alcantarillado y colectores pluviales de 10 y 12 pulgadas de diámetro.

Esta unidad la integran una manguera que mide 120 metros, instalada al frente del camión; una boquilla cónica con orificios; 5 tanques en los que se almacenan 5 mil litros de agua potable, ubicados 1 par a cada costado y uno central; un tanque de lodos que tiene una capacidad de 12 mil litros y un tubo de succión.

El número de personas que maneja cada unidad son 2.

Las labores inician con el llenado de los 5 cilindros de agua en el hidrante, y el traslado de la unidad al lugar que se va a limpiar.

Una vez que se retiraron las tapas de los pozos de visita o las rejillas de los colectores pluviales, se introducen la manguera y la boquilla.

El agua circula por la manguera a la cual se conectó la boquilla cónica, que mide de 1.5 a 2 pulgadas según el tamaño de la red y se ejerce la presión adecuada.

El agua a presión sale en forma de abanico e introduce por sí sola la boquilla a lo largo de la red, de esta forma inicia el retiro de la tierra azolvada y martilla los tapones de desechos ocasionando con ello su salida hacia el pozo de visita.

Los desechos sólidos se detienen con una cucharilla, y una vez que la boquilla llegó al otro pozo de visita indicando así, que se dio salida al colector pluvial o la red de alcantarillado, se introduce el tubo de succión para extraer la materia y depositarla en el tanque de lodos.

La presión a la que puede trabajar esta unidad es de hasta 2000 libras.

Sapal cuenta con 3 camiones de succión Vactor.

El surtimiento de agua para el camión Vactor, en caso de ser necesario cuando se encuentre en funcionamiento en algún punto de la ciudad, se realiza a través de pipas.

Cada 500 horas de labores se da mantenimiento al camión Vactor para asegurar su buen funcionamiento.

CAMEL Y AQUATECH

La unidad Camel realiza las mismas funciones del Vactor, aunque la boquilla de esta unidad sólo empuja.

Se tienen disponibles 12 unidades más tipo Aquatech, las cuales sólo disponen las mangueras, sin la acción de la extracción. Los lodos se retiran con cucharillas, se depositan en hules resistentes para evitar filtraciones contaminantes y se trasladan por medio de las tolvas.

RETIRO DE DESECHOS CON MALACATES

El Malacate es otro método disponible para la limpieza y se utiliza solamente para el alcantarillado.

Este sistema se trata de dos unidades Malacate a las que se les llama Mancuernas y deben trabajar al mismo tiempo, para ello se coloca cada máquina sobre cada pozo de visita.

Los pozos de visita reciben las descargas de aguas residuales de las viviendas.

La limpieza de las redes inicia con la conducción de un lazo guía, que mide hasta 120 metros, y que unirá a la Mancuerna de Malacates, para que ambos conduzcan la draga conocida como “boca de pescado”, y que es la pieza que extraerá los desechos que ocasionan los taponamientos.

Los desechos quedan dentro de la draga.

Este trabajo lo realizan cuadrillas integradas por 3 trabajadores.

En el Malacate que tendrá a su cargo el manejo de la draga, se desempeñan 2 personas, una de ellas acciona el sistema que permite el recorrido de aquélla por la red y la otra realiza el manejo de los desechos en el plástico que se coloca en el arroyo de la calle, para su depósito momentáneo, en tanto pasa la tolva que se hace cargo del manejo de los residuos.

El plástico que se coloca es para evitar filtraciones de contaminantes en la vía pública.

La función del tercer trabajador es supervisar que no se fuerce el avance de la draga, cuando esto ocurre es señal de que el equipo debe retornar al punto de partida para la extracción de los desechos y vuelva a ser introducida para continuar con la limpieza.

Además, evitar el forzamiento de la draga permite que el equipo se conserve en buenas condiciones.

Estos equipos también se usan en la noche, cuando deben limpiarse redes ubicadas en calles muy transitadas para evitar afectaciones.

Con los Malacates se realizan limpiezas en tuberías de más de 12 pulgadas diámetro.

Los trabajadores se apoyan con herramientas como las cucharillas de paleta para retener los tapones de desechos, cuando salen de la red al pozo de visita, las barras para levantar y cerrar las tapas del alcantarillado

Cuando la draga se atora es señal de que existe un sólido que no puede ser retirado por el equipo, y procede la apertura de una zanja para realizar el retiro del tapón.

Sapal cuenta con 10 Mancuernas de Malacates.

La draga ingresa a la red cuantas veces sean necesarias en un mismo tramo, para realizar el retiro total de los desechos.

El tramo se da por atendido cuando ya no se extraen desechos, entonces el personal que supervisaba el avance de la draga se instala en el pozo de visita donde iniciaba la introducción del equipo, y los trabajadores que estaban a cargo del inicio del proceso se trasladan a la siguiente entrada a la red.

OTRA ALTERNATIVA DE LIMPIEZA: LOS VARILLEROS

IMAGEN: especial

IMAGEN: especial

Sapal cuenta con 7 unidades de Varilleros, cada una integrada por 2 trabajadores, que realiza el proceso en las redes que tienen una sola entrada y apoya en los sondeos domiciliarios, que es cuando en las viviendas se presentan problemas en el alcantarillado.

El trabajo consiste en ingresar varillas, las cuales se ensamblan en las cantidades necesarias, hasta llegar al tapón que obstruye el paso del agua.

Cada varilla mide 90 centímetros y se cuenta con un total de 20 piezas en la Unidad Varillera que es el promedio que se usa regularmente.

La varilla inicial tiene en la punta un gancho en forma de caracol o lo que comúnmente se llama “cola de puerco”.

Cuando las varillas llegan al punto de la obstrucción se realizan giros a efecto de enganchar los desechos y abrir el paso de la coladera, si continúa el avance del ensamble se añaden más tramos.

En el punto que se considere conveniente se procede al retiro de las mismas, jalando los desechos con el gancho.

Si al momento de retirar el gancho se libera el paso del agua sólo se recogen los desechos en un contenedor y en caso de que con las varillas no se registren avances, es momento de abrir la zanja. El punto de apertura se conoce por la longitud del ensamble.

Estas acciones están dirigidas a promover el desarrollo integral de la ciudad, informó el Jefe de Alcantarillado, Juan Antonio Yebra Rangel.

IMAGEN: especial

IMAGEN: especial

Share: